Gracias por venir...


Elevada a las nubes



-"Cumpliste mi orden gatita??"
-"Si, Señor, como siempre"

La orden de hoy era muy sencilla, en mi paseo debia pasarme por la tienda de gominolas y comprar unas cuantas nubes de esas que tanto nos gustan. 
No habìa nada perverso en ello. Supuse que serìa para darme un premio o para disfrutar un ratito de su niña en un momento goloso... poco podia llegar a intuir mi mente para que eran aquellas nubes... un nuevo valor iban a cobrar... desde el dia de hoy, ya no podrè comerme una nube sin que una sonrisa picara acompañe a mis recuerdos...

Se acercò a mi lentamente, quitandome toda la ropa. Quedaba desnuda 
ante sus ojos. Se parò a observarme un buen rato. Sabe que esa espera me provoca ansia y placer. No saber que va a hacer conmigo hoy hace que me imagine mil situaciones placenteras a su lado, pero nunca consigo adivinar lo que sus ojos no me rebelan...
-"Abre tu boca" "Abre las piernas" "muy bien, asi me gusta, como si fueses un juguetito con todos los agujeros abiertos para mi sin que sepas cual es el que voy a utilizar" "hoy seràs un juguetito dulce" -dijo con una sonrisa que denotaba su malicia.

Comencè a acelerarme. Me encanta cuando me mima... pero sentir que me utiliza como a un juguete... ser una marioneta de placer en sus manos... poder convertirme una vez mas en su fuente de deseo... no lo puedo evitar. me pone muuuy cachonda y eso se refleja en mi cuerpo. Cada vez que espero uno de sus gestos mi respiraciòn se acelera y mi coño empieza a palpitar llamando a su dueño.

-"ve a por las nubes"

¿Còmo? ¿Ahora? ¿ahora que estoy deseosa gominolas??? En fin... el manda, asi que mientras intentaba controlar mi deseo ya mas que evidente fui a buscar aquellas figuritas golosas.
Le entreguè la bolsa que el recibiò con una mirada de perversiòn. Aquello volvìa a acelerarme. Jugar a intentar adivinar su pensamiento me encanta, aunque pocas veces lo consiga...

Cogiò mi mechero y comenzò a quemar una de aquellas nubes. Me miraba de reojo mientras soplaba para enfriarla. La acercò a mi boca para que la saboreara.

-"¿Rica mi niña?"
-"Mucho"
-"Mas ricas van a estar..."
Uff, su tono de voz ya notaba que aquello no era una simple degustaciò
n. Volviò a quemar otro trocito de nube con el mechero. Soplo lentamente mientras me miraba a los ojos y... sin previo aviso derritiò aquella nube sobre uno de mis pechos.
La sensaciòn era dulce y suave. Notaba como aquel azùcar se derretia en mi pezòn sorprendiendome.
El juego habia comenzado...

Mientras yo seguìa perpleja mirando mi pezòn bañado en nube, el comenza
ba otra vez la operaciòn de calentar otro trocito de nube. Esta vez un trozo màs grande. Mi mirada ya
 era de niña traviesa. Mi postura la que el indicara, la de un juguete, casi una muñeca inchable... boca y piernas abi
ertas y mis agujeros a su disposiciòn...
Otra vez notè esa templanza en mi pezòn. No dolia, no quemaba, sòlo notaba un ligero calor en mi pecho que encendia el calor de mi sexo...
Otra vez lo veia soplando en la nube mientras me miraba... volvìa a disfrutar derritiendo aquella gominola sobre mi pecho, con todo el mimo, haciendo for
mas, dibujando mi pezòn y probandola con su lengua de este...

Nuevamente la operaciòn. Una llama calentaba una nueva nube. Pero esta vez el gesto de su cara ya no era el mismo, ya no era un gesto de mimo. Algo iba a sorprenderme, lo sabia...
Mi respiraciòn mas intensa.
Mi mirada jugaba entre sus gestos y la belleza de aquel pezòn endulzado por el...
Vuelvo a mirarlo...
Esta vez no sopla para apagar la llama, deja que se vaya consumiendo
 derritiendo con ello casi en su totalidad aquel juguetito nuevo que hoy me mostraba.
Me mira de forma picara, se acerca.... y siento arder el nuevo pezòn...
La nube se derrite como si de un cigarro apagado en mi piel se tratara. Sin
 avisos. Con calor... un calor que poco a poco va dejando lugar a un suave placer a medida que se enfria en contacto con mi piel....
Otra vez vuelvo a notar el calor intenso, no me da tiempo a recuperar y ya vuelvo a notar ese ardor en mi piel... nuevamente da paso a un placer suave...

-"Quèmala tu" -. me dice mientras pone una nueva nube en mis manos- "Esta irà directa a tu clitoris"
Ufff, el es conocedor de la sensibilidad extrema de mi clitoris. No se si podrè resistirlo... pero mii clitoris parece que lo escuchara y sale por completo de su caparazòn abriendo las puertas a esa nueva sensaciòn.
Comienzo a pasar la llama del mechero mientras observo como se derrite. La apago y cuando estoy a punto de soplar sobre ella el agarra mi mano y la dirije hacìa mi fuente de placer...

Un gemido sale de mi boca. Aquel calor es enfriado en dècimas de segundo por el calor que desprende mi sexo.
Muerdo mis labios de placer, los suyos dibujan una sonrisa y otros labios intentan engullir la gominola abriendose completamente...

Disfruto de la vista en mi sexo. Mi clitoris tiene un brillo especial. Se convierte en una autentica tentaciòn. El azùcar derretido sobre el sòlo se puede adivinar entre lìquidos tentadores que llaman al placer. La vi
siòn es preciosa. El tiempo se para. Sòlo noto mi palpitar y el brillo cegador de aquel clitoris expuesto al placer goloso de mi caminante. Casi ni adivino una nueva sesiòn de gominola sobre el. Otra vez aquel calor, otra vez me retuerzo, otra vez se derrite y enfria aquel azucar por la humedad probocada en mi...

Me muevo sobre la cama. Gimo en su compañia. Disfruto de aquel placer que no puedo resistir...

-"Esta nube es la ùltima. Disfrutala, correte restregandote con ella..."

No acierto a decir absolutamente nada; mis sentidos no me dejan hablar. Solo puedo concentrarme una y otra vez en aquella vision, en aquel liquido goloso que me encantaria deborar directamente de mi coño...

-"otra por favor" "otraaaaaaaa"- le suplico entre gemidos

No responde a mis sùplicas y empieza a azotar mi clitoris con la fusta.

1,2,3,4.... empiezo a contar las veces que golpea con la fusta sobre mi clitoris. De manera mecànica cierro las piernas, pero no por mucho tiempo.. tengo que volver a abrirlas para seguir contemplandome, para seguir disfrutando...

5,6,7,8... otra vez la fusta hace su labor: insensibilizar mas la zona ya entregada al placer..

9... ufff mi cuerpo se contonea sin parar...
10!!!.... ahhhhhhhhhhhhhhhhh

-"porfavor, mas nubes, mas nubes.... dèjame sòlo una màs" - vuelvo a suplicarle

Otra vez su respuesta es el silencio...

De repente...

....se quema la ultima nube.

Restregàndola obtengo el mayor de los placeres chorreando sobre un almibar irresistible que brota sin parar entre suspiros y jadeos...

Mi caminante acaba de elevarme a las nubes...

Guia y alma siguiendo su camino...
...entre nubes de algodòn...
...y un poco pegajosos

11 comentarios:

EMBRUJADA dijo...

Me he sumergido en sensaciones nuevas...

Felìz puente! seguro que lo disfrutas..

Dulcemente Embrujada.

Erotismo dijo...

nunca hubiese imaginado que las nubes pudieran protagonizar un momento tan erótico!
Eres sorprendente!

malekin dijo...

A sido un placer llegar aquí
Y poder leerte
E descubierto una forma nueva
De
PLACER

Besotes
Malekin

"AriaDna" dijo...

"Abre tu boca" "Abre las piernas" "muy bien, asi me gusta, como si fueses un juguetito con todos los agujeros abiertos para mi sin que sepas cual es el que voy a utilizar" "hoy seràs un juguetito dulce"
Hermoso como siempre,lleno de pasion.
Me alegro de leerte!!!
Besos.

Clip dijo...

mas nubes, mas nubes, repito aqui tras la pantalla...¿ves lo que has conseguido?

muchos besos y nubes

Sensaciones Encontradas dijo...

Embrujada...
esa es la intenciòn, que contando un poquito de lo que nosotros vivimos dia a dia, podamos conseguir que los que nos leeis os podais sumergir en nuevas sensaciones.
Besos

Erotismo...
jaja algo parecido le dije yo a mi Caminante-guia despues del orgasmo, jajaja pero lo realmente sorprendente es su imaginaciòn y su forma de hacerme sentir.
Es lo màgico de alimentarnos el uno del otro, Èl siente con cada sensaciòn mia, yo siento en cada palabra y cada gesto que el me regala..

Malekin...
me alegra muchìsimo que te gusten nuestros escritos y que lo que intentamos transmitir llegue hasta a ti..
estàs invitada siempre que quieras conocer un poco màs de este sentir de dos...

Ariadna...
es la mezcla de sensaciones lo que hace que esta historia de dos sea especial... que la persona que màs me mima sea capaz de utilizarme con esa pasiòn es increìble...
Me agrada que te guste leernos.
Un beso

Clip...
como me suena eso... uy... jajaja era lo que le repetia yo sin cesar...
me alegra que pudieras involucrarte tan bien en el texto como para desear mas nubes...
Besos

Habitaciones rojas, pensamientos negros dijo...

Mucho erotismo e imaginación!!!

Nos seguimos leyendo,
HR

SUPERCHIKA dijo...

mmm cada quien disfruta el placer a su manera y esta fue una mezcla dominante y dulce...
uff que combinacion!!

es un gusto leerte. hasta pronto!

BELMAR dijo...



«Reflejados frente al destino éramos más que una razón de ser.»

BELMAR

Sensaciones Encontradas dijo...

Habitaciones Rojas...
gracias por tus palabras y tu constancia. Nos seguimos leyendo, me encanta tu forma de comunicar y tu originalidad

Superchika...
tienes razòn, este juego en concreto refleja muy bien esa mezcla dulce y dominante... aunque con mi caminante hasta el juego mas morboso tiene siempre ese toque dulce.

Belmar...
palabras que vienen muy al caso, reflejada con mi caminante siempre soy mas que una razòn de ser

Shunyata dijo...

Guauuu ... ya comer nubes dulces no va a ser lo mismo.. para los que leen esto tampoco, besotes